Prevenir, siempre la mejor medida

0
15

La Influenza aviar es una enfermedad que también se considera zoonótica (se transmite a los seres humanos) y aunque no se encuentra en Cuba se  toman las medidas para evitar su entrada. Sobre el tema preciso pormenores con la investigadora titular de la Dirección de Salud del Centro Nacional de Sanidad Agropecuaria (CENSA) María Irian Percedo Abreu.

¿Cuáles son las medidas que se toman para evitar la entrada del virus Influenza aviar a la nación? 

Los servicios veterinarios oficiales tienen la responsabilidad de velar por las vías que puede introducirse esta  grave enfermedad al país. Por lo tanto la primera barrera de defensa sanitaria está en la prohibición de importación de animales vivos, así como de productos de origen avícola como carne de pollo o huevos desde países que están afectados por Influenza aviar, ya que esa es la principal puerta de entrada. No obstante como esta enfermedad tiene en las aves silvestres un reservorio importante en la naturaleza y una vía adicional para su introducción a los países y además es incontrolable, porque es a través de movimientos migratorios de las aves silvestres, pues también hay una labor muy importante para detectarla oportunamente a través de la vigilancia epizootiológica. 

La vigilancia epizootiológica involucra a todas las sociedades no solamente a los servicios veterinarios porque siempre que se observen signos de enfermedad en las aves, se debe avisar al mismo para hacer el diagnóstico oportuno de la enfermedad y evitar su diseminación. Por lo tanto en la vigilancia epidemiológica también hay una tarea importante no solo del servicio veterinario, sino de la población en general  y de las personas que crían aves en sus patios igualmente es elemental su cooperación

En caso de que entrara el virus a Cuba por alguna negligencia con las medidas preventivas, ¿cómo se procedería para su eliminación? 

En primer lugar la detección rápida de su introducción en pequeñas poblaciones de aves o en una granja si se confirma la presencia de la enfermedad, las medidas a tomar serían radicales, o sea la eliminación de los animales afectados en las áreas donde se constate la enfermedad. Incluso la eliminación de su producción, la desinfección de las áreas y la disposición sanitariamente segura de todos esos desechos. Por eso es que es tan importante estar alertas para detectar oportunamente su introducción. 

Erradicar esta enfermedad es muy costoso, por lo tanto su detección rápida posibilitaría tomar medidas radicales a un menor costo económico que si nosotros tuviéramos que enfrentar el control de esta enfermedad después que se hace endémica. Ya todo esto implicaría costos adicionales al control de la enfermedad y siempre nuestro objetivo fundamental es velar por la salud humana, y si tenemos en cuenta que los virus de influenza aviar pueden mutar, hay cepas que son patogénicas para las personas.  

Es obvio que la labor de la medicina veterinaria para detectar oportunamente su introducción y la contribución en notificar cuando se observan animales enfermos tributa al final también a proteger la salud del pueblo. 

¿Existe alguna vacuna en Cuba o algún tratamiento en caso de que ocurriera la enfermedad en los seres humanos?  

La influenza también es una enfermedad común en las personas y anualmente se actualizan los serotipos que contienen las vacunas que se utilizan con las personas en correspondencia con los serotipos que están predominando en su circulación a nivel mundial. 

Estas vacunas que se aplican en las personas para evitar la influenza humana se considera que tiene cierto grado de inmunidad cruzada contra cepas que son propias de las aves, por lo tanto también una de las medidas que adopta Cuba para proteger a la población es: al personal expuesto, dígase personal que trabaja en laboratorio de diagnóstico veterinario y de salud pública y en la propia producción avícola, se vacuna a este personal con la vacuna contra influenza previendo que en caso de tener un eventual contacto con el virus en estos lugares de exposición, las personas pudieran  tener algún tipo de resistencia, para no enfermarse con los mismos. 

Es la misma vacuna que en ocasiones también se ha aplicado a personas de la tercera edad con determinados problemas de salud de base y también para garantizar una mayor protección. Son medidas que también están concebidas en las Resoluciones conjuntas que desde hace muchos años y con el inicio de esta epizootia mundial de Influenza aviar, han sido tomadas entre los ministerios de Salud Pública y la Agricultura para trabajar de manera interceptorial contra enfermedades que por ser potencialmente zoonóticas pues también hay que velar por la salud del pueblo.

Dejar respuesta

Por favor introduzca su comentario aquí
Por favor introduzca su nombre