El uso indiscriminado de los Rayos x tiene sus riegos

La radiación es una forma de energía que proviene de numerosas fuentes, algunas creadas por el hombre como las máquinas de Rayos x, otras naturales como el Sol y el espacio exterior y las que provienen de algunos materiales radioactivos.

El empleo de tecnologías en la medicina con el uso de esta energía facilita el diagnóstico oportuno de enfermedades que permite aplicar un tratamiento rápido y con frecuencia elimina la necesidad de procedimientos adicionales y más invasivos; sin embargo la exposición a esa energía conlleva a algunos peligros para la salud.

Estos peligros pueden clasificarse como: efectos inmediatos, mediatos y tardíosque van desde la muerte hasta las quemaduras, anemias, insuficiencia renal aguda, decaimiento, infertilidad, linfomas y el cáncer.

Estudios realizados demuestran que la manera en que las radiaciones afectan la salud depende del tamaño de la dosis y que las pequeñas cantidades a lasque el ser humano se expone diariamente no son perjudiciales, en cambio, recibirlas en grandes cantidades puede producir graves perjuicios a la salud.

Los expertos exhortan  a la familia y la comunidad  a  concientizar  el daño al que se exponen los pacientes con  el uso de rayos x de forma indiscriminada y  que el hecho de impedirlo es  una responsabilidadde tipo social y no solo médica.

El uso de esta técnica es sin dudas un significativo avance de la ciencia en el campo de la medicina, de  ahí la importancia de su empleo racional evitando las exposiciones excesivas en aras de disminuir los riesgos y aprovechar eficientemente la tecnología.

Por favor valore el artículo

Artículos relacionados

Deje su respuesta

avatar
  Subscribir  
Notificar