Solo el amor engendra la maravilla

0
13

“La única fuerza y la única verdad que hay en esta vida es el amor. El patriotismo no es más que amor, la amistad no es más que amor.”

José Martí.

Cuando preciso en este año que se va, vienen a mi mente sucesos  que dejaron su impronta y se inscribieronen nuestra historia.

Entre los hechos que acontecieron en este 2015 está el nacimiento de Gema, fruto del amor de Gerardo Hernández Nordelo y Adriana Pérez O’Connor.

La causa de Los Cinco, contó con la solidaridad internacional, desde diversas partes del mundo se alzaron voces que reclamaron justicia y libertad para los héroes encarcelados  injustamente en Estados Unidos.

Sin lugar a dudas la hermosa historia de amor de Adriana y Gerardo cautivó a todos, por la esperanza, la fuerza y la ternura, por eso a la alegría por el regreso de Gerardo junto a Ramón y Antonio a mediados de diciembre de 2014  se sumó el embarazo de Adriana,  noticia que reveló la magnitud del amor.

El seis de enero nació Gema, símbolo de la perseverancia, del sentimiento más universal y de la solidaridad, porque para su nacimiento, se juntaron desde el anonimato todas las fuerzas y razones para autenticar una noble razón.

Desde entonces Gema ha sido esa maravilla de intensa mirada azul, ese motivo que hace partícipe a todos de la alegría, que anuda emociones y trae de vuelta las miradas más nítidas y los pensamientos más sanos.

Solo el amor es capaz de engendrar la maravilla, es esa fuerza que sobrepasa los designios de la injusticia para alcanzar la luz y hacer fértil la verdad.

Solo el amor escaló la cúspide de una batalla que sumó multitudes, hombres y mujeres de buena voluntad que abogaron por el triunfo de la razón, esa que unió a Los Cinco en la tierra madre y trajo a una cubanita nombrada Gema, pero que también pudo llamarse Esperanza o Victoria.

Dejar respuesta

Por favor introduzca su comentario aquí
Por favor introduzca su nombre