Protege a tu perro de la conjuntivitis

Si observamos que nuestro perro tiene uno o los dos ojos rojos, llorosos o con legañas, probablemente tenga conjuntivitis; entonces es hora de acudir al especialista, indudablemente apremia asistir al servicio veterinario.

La conjuntivitis en perros se caracteriza por la inflamación de la membrana mucosa que recubre el interior de los párpados. A veces, además de la inflamación, puede estar acompañada de una infección. En tal sentido es importante conocer que según la causa que la produjo existen diferentes tipos de conjuntivitis que pueden afectar a tu mascota.

Las causas más comunes de esta enfermedad canina incluyen infecciones bacterianas, virales, alergias y otras que detallaremos a continuación. Pero además puede ser un síntoma secundario de otro padecimiento ocular.

La conjuntivitis bacteriana, son raras en los perros adultos; sin embargo, los cachorros pueden tener infecciones de este tipo, incluso antes de que sus ojos se abran. Estos microorganismos provocan infección e irritación en el ojo de nuestro perro, caracterizándose por lagrimeo constante que en ocasiones se muestra verdoso o amarillento.

La conjuntivitis vírica, se contagia mediante otro animal infestado y suele ser la más común. Se caracteriza por lagrimeo y formación de costras o legañas de color amarillento a lo largo del ojo del perro.

La conjuntivitis alérgica, se adquiere mediante la presencia de patógenos alérgenos en el perro, cómo por ejemplo el exceso de polen en primavera, el exceso de contaminación, productos químicos o medicamentos, etc. Produce el mismo lagrimeo que en los casos anteriores pero originando legañas húmedas y un fuerte picor.

La conjuntivitis provocada por un cuerpo extraño o úlceras oculares, se producen por la introducción o por el roce de objetos que provocan úlceras en la córnea. Para diagnosticar este tipo de conjuntivitis es necesario realizar una prueba con colirio de color en el ojo, buscando después úlceras y/u objetos.

Otra de las causas de conjuntivitis en perros que puede convertirla en síntoma de otra patología es la insuficiente producción de lágrimas en la enfermedad conocida como Queratoconjuntivitis seca. También puede aparecer como causa de enfermedades más graves como el Moquillo o la Hepatitis. Las anomalías de los parpados y pestañas, tales como trastornos entropión o ectropión y distiquiasis y cilios ectópicos respectivamente provocan conjuntivitis en los canes.

Muchas de estas causas pueden ser evitables, reduciendo la exposición del perro al humo o el polvo, vigilando al animal durante el juego y manteniendo a su mascota al día con las vacunas contra las enfermedades que pueden causar conjuntivitis, como el virus moquillo canino.

También para evitar inflamaciones o infecciones en los ojos del perro, se recomienda limpiar los ojos de los mismos con lágrima artificial, suero fisiológico o con manzanilla. Bañar a los caninos de forma regular y una buena alimentación para que esté fuerte y sano.

De manera general la conjuntivitis en caninos se manifiesta con dificultad para abrir el ojo afectado, inflamación del párpado, lagrimeo constante, ojo de aspecto lloroso, supuración de color amarillo o verdoso, legañas, costras alrededor del ojo, enrojecimiento, picazón.

Existen razas de perros que por razones hereditarias son más propensas a tener conjuntivitis que otras, estas son: Caniche, Cocker, Carlino y Pequines.

Cuando la conjuntivitis está instaurada se debe utilizar una gasa esterilizada y suero fisiológico estéril de uso ocular, limpiar varias veces al día las costras o legañas que vayan creándose en nuestro perro. En caso de irritación y picores que hagan que intente rascase los ojos, debemos ponerle un collar isabelino para evitar que dañe.

Independientemente de cuál sea la causa que ocasione este molesto problema a nuestro perro, va a ser fácil de detectar ya que será bastante escandaloso verlos con su ojo rojo, o con más lágrimas de lo normal y el veterinario determinará la causa, así como el tratamiento correspondiente.

 

Por favor valore el artículo

Artículos relacionados

Deje su respuesta

avatar
  Subscribir  
Notificar