Por siempre, gracias Fidel

0
31

Este tres de diciembre, Día de la Medicina Latinoamericana tendrá una connotación diferente. Con el profundo dolor se recuerda al líder de la Revolución quien siempre se preocupó por la salud de todos los cubanos, uno de los aspectos que significó en el alegato “La Historia me absolverá”.

Desde enero de mil 959, Fidel se inquietó por garantizar la atención médica en todo el país, a través de un sistema que llegara a los lugares más recónditos de Cuba. En ese empeño, hasta en las montañas hay policlínicos, hospitales y Consultorios del Médico de la familia.

Con el triunfo revolucionario, una de las formas que buscó la CIA para derrocar al proceso recién nacido fue introduciendo epidemias. Como era de esperar el Comandante en Jefe estuvo al tanto de erradicarlas y siguió cada detalle de ese proceso.

Gracias al empeño de Fidel en la preparación de profesionales de la salud, se eliminaron enfermedades tales como: la poliomielitis, el sarampión, el tétano, y la varicela. Se incrementó la atención a las embarazadas y a los recién nacidos, aumentó la atención a los adultos mayores y a los que padecen de enfermedades crónicas como diabetes e hipertensión y se amplió el cuidado y vigilancia a los pacientes con VIH-SIDA.

Pero el interés por la salud de los cubanos, no fue la única preocupación de Fidel.  Salvar la vida de seres de otras naciones era también su principal objetivo, por tal motivo, más de 50 mil colaboradores cubanos brindan servicios en 67 naciones de África, América Latina y el Caribe, entre otros.

En ese empeño cerca de 27 mil galenos formados en la Escuela Latinoamericana de Medicina, fundada el 15 de noviembre de mil 999, son el resultado del humanismo y solidaridad de Fidel.

Ante el paso de un huracán, dentro y fuera de Cuba, siempre estuvo el líder de la revolución, preocupado por la salud del pueblo.

A él también se le atribuyen los adelantos en la ciencia, su interés por crear vacunas y medicamentos que garanticen salud y calidad de vida.

Este tres de diciembre es una fecha indispensable para decir: ¡Gracias, Fidel!

Dejar respuesta

Por favor introduzca su comentario aquí
Por favor introduzca su nombre