En defensa del medio ambiente

0
10

Investigadores del Centro Nacional de Sanidad Agropecuaria (CENSA) de la capital de Mayabeque y profesionales de Suiza realizaron el cierre de un importante proyecto para la Ciencia en Cuba y en el mundo.

Un reciente encuentro en ese centro científico de San José de las Lajas versó sobre la evaluación de la exposición ambiental de Hidrocarburos policíclicos aromáticos y Bifenilospoliclorados en suelos en la provincia de Mayabeque.

El doctor en Ciencias, Arturo Escobar, responsable de la Unidad Química Analítica, Farmacología, Toxicología y División de Salud y Producción Animal, líder de la actividad en el CENSA, precisó que en el intercambio estuvieron presentes un profesor de la Universidad y dos investigadores de AGROSCOPE, entre ellos el Doctor Thomas Bucheli, responsable del proyecto suizo.

El proyecto responde al reclamo realizado por el CITMA porque estos dos grupos de contaminantes no han sido estudiados en los suelos de Cuba.

A través de este proyecto internacional con la asesoría del centro suizo AGROSCOPE (con más de 30 años de experiencia en las ciencias agrícolas con gran fortaleza en el estudio de los suelos y colaboraciones internacionales en todos los continentes) se han adquirido los conocimientos para realizar muestreos de los suelos de forma representativa y homogénea para garantizar la confiabilidad de los resultados, así como el procedimiento que debe utilizarse una vez que la muestra de suelo esté recolectada para su posterior análisis en los equipos especializados.

Para el colectivo del CENSA es de suma importancia, pues con la experiencia adquirida, la institución puede convertirse en el futuro en un Centro de Referencia en estudios ambientales.

A través de este proyecto se han realizado dos campañas de muestreos de los suelos en municipios de Mayabeque. La primera en el año 2014 y la segunda en el 2015, con un archivo de muestras.

El doctor Escobar asegura que todo este conocimiento permite valorar la contaminación existente y son valores con los cuales se podrá comparar la contaminación futura de Cuba. También ante catástrofes naturales como terremotos, incendios y huracanes, se podrá contar con los valores de referencia iniciales, es decir, un punto de partida.

También en el caso de los suelos agropecuarios es necesario conocer la contaminación en cuanto a estos grupos de contaminantes, pues son capaces de trastocarse a los alimentos, ya sea al pasto y de ahí al ganado y pueden estar presentes en su carne, leche y grasa donde se acumulan de acuerdo con sus propiedades físico-químicas, o a los vegetales y cereales.

Los resultados servirán en la formación académica de los investigadores del grupo de la Unidad Química Analítica del CENSA, los cuales realicen una tesis doctoral.

Esta experiencia adquirida en las técnicas de muestreo y técnicas analíticas en la determinación de estos compuestos se aplicará en otras provincias de Cuba.

Muchas más aplicaciones tendrá la Ciencia en manos de un colectivo intrépido y generoso que gesta cada día nuevas estrategias para salvar al mundo del atropello al medio ambiente.

Dejar respuesta

Por favor introduzca su comentario aquí
Por favor introduzca su nombre