El padre de la patria

Carlos Manuel de Céspedes

La propaganda española sencillamente demonizó a Carlos Manuel de Céspedes y del Castillo. Vuelvo a aquel libro publicado por autores integristas en el año 1869, donde lo acusaban de los peores crímenes: hombre de travesura, bígamo, que en un rapto de cólera monstruosa habría dado de bofetones a su madre y disparado un tiro a su padre. Y reiteraban la conocida inculpación de hombre arruinado, que para no pagar sus deudas, dio el golpe de mano del 10 de octubre de 1868 en el ingenio Demajagua

Leer más...